En Corrientes, en los pequeños negocios, como quioscos, casi no se cumple la disposición nacional y la gente no denuncia. La AFIP lanzó una nueva promoción.

En abril del año pasado entró en vigencia una medida nacional mediante la cual los comercios y todas las categorías de monotributistas están obligados a aceptar tarjetas de débito como medio de pago, como así también tarjetas prepagas no bancarias u otros medios equivalentes. En Corrientes, esta normativa casi no se cumple en los comercios pequeños, como quioscos de barrio, entre otros.
Si bien el control de esa norma lo llevan adelante inspectores de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), la Secretaría de Comercio de la Provincia está facultada a atender denuncias de esa índole, es decir de clientes que se quejen por la negativa comercial ante la intención de pagar con débito. Pese a ello, el organismo provincial rara vez recibe denuncias de consumidores sobre el tema.
Mientras tanto, no hace falta salir del microcentro capitalino para comprobar que muchos negocios no aceptan el pago con débito.
Ahora, la AFIP impulsa una nueva metodología para que más comercios acepten esa forma de pago. El organismo nacional comunicó que otorgará beneficios para los comercios y microempresas que acepten el pago con débito y crédito. En detalle, la AFIP decidió exceptuar del pago de retenciones online –como anticipos de IVA y Ganancias–, a los comercios y microempresas por cobros realizados con tarjetas de crédito y débito, con el objetivo de fomentar este medio de pago.
“Ante las denuncias de los particulares actuamos nosotros y, en algunas ocasiones, lo hacemos de oficio, pero lo cierto es que no recibimos muchas denuncias de consumidores sobre el tema”, dijo a La República el subsecretario de Comercio de la Provincia, Juan José Ahmar.
No obstante, dijo que cuando se implementó la exigencia, en abril pasado, “sí hubo varias denuncias sobre recargas de precio al pagar con débito”.
“A los consumidores que se quejan en nuestro organismo por la negativa comercial ante la intención de pagar con débito, nosotros actuamos, vamos al comercio en cuestión, pedimos el libro de quejas y corroboramos la queja”, indicó, pero remarcó que “son los inspectores de la AFIP los que controlan los comercios”.
No obstante, hay excepciones a esta realidad, algunos comercios pequeños sí aceptan el pago con débito. Rara vez, pero existe, algunos remiseros y hasta puestos de revistas, como el caso del que se encuentra en Salta y Pellegrini, aceptan esa forma de pago.
En todo el país, cada local comercial tiene la obligación de exhibir el “Formulario 960 Data fiscal”, en un lugar visible. Este formulario contiene QR, que es un código de barras que almacena datos codificados, por ejemplo, un enlace a un sitio web. En el caso de los locales comerciales, el código QR contiene la información fiscal de ese comercio.
Si en un comercio ofrecen un descuento por pagar en efectivo o no tienen terminal de cobro con tarjeta de débito, el usuario puede denunciarlo desde su dispositivo móvil –smartphone o similar– con acceso a Internet.
Para realizar la denuncia, hay que escanear con el dispositivo el código QR que figura en el “Formulario 960 Data fiscal” del local. Debe estar pegado en la puerta o cerca de la caja de cobro. Una vez escaneado el QR, automáticamente el consumidor será derivado a la información correspondiente a ese local para que pueda hacer la denuncia.
LA REPUBLICA


0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Gobierno de corrientes

Alternative flash content

Requirements

loteria cuarentena

incone

publicidad vianda

Alternative flash content

Requirements