radio online

El padre de la única menor del grupo lo sorprendió en una cabaña que había alquilado su hija con sus amigas. Marcelo Merenda, docente y director suplente, está envuelto en otros conflictos con la Dirección General de Escuelas provincial pero algunos padres y alumnos lo defienden. Cuál es la versión del acusado.

Un grupo de estudiantes de quinto año de la escuela Florencio Molina Campos de Las Heras, en Mendoza, tomó la decisión de viajar una semana a una cabaña cerca del dique El Carrizal para festejar la finalización de la secundaria, ya que no se iban de viaje de egresados con su curso. Sin embargo, el festejo se transformó en un escándalo cuando el padre de la única menor de las cinco chicas fue el miércoles pasado por la tarde a la casa y se encontró con la presencia de uno de los directores del colegio.

Las jóvenes habían alquilado la casa por cinco días, viajaron el martes y, un día después, recibieron alrededor de las 11 de la mañana la visita de Marcelo Merenda, docente y director suplente de la escuela a la que asisten, actual autoridad máxima de la institución, que ese día se ausentó por "razones personales".

Según la versión del padre en cuestión, los encontró a los seis en traje de baño en la pileta y se produjo una fuerte discusión con el docente de 45 años, a quien tomó del cuello y echó de la cabaña. "Creo que interrumpí lo que iba o podría pasar. Llamé a la Policía y ellos actuaron muy bien pero me dijeron que no me querían tomar la denuncia judicial", dijo el padre, que radicó una denuncia en la Oficina Fiscal Nº11 de Luján y en la Supervisión de Las Heras. Si bien en principio no querían tomarla por no haber un delito concreto, sí se abrió una causa por averiguación de hecho.

Al día siguiente, Merenda asistió a la escuela normalmente y esto enfureció al padre denunciante, que acudió al edificio para escrachar al directivo. "El informe verbal que me dio el supervisor es que el padre fue muy ofuscado a la escuela, un poco violento y por eso se llamó a la Policía. Cuando se tranquilizó le tomaron la denuncia", explicó la directora de Educación Secundaria de la Dirección General de Escuelas (DGE) de Mendoza, Sara Lucero.

"Él como director tiene la responsabilidad de ser el adulto en esta situación y debe mantener una conducta y educar con el ejemplo. En principio yo voy a pedir una reevaluación psicológica de Salud Laboral para saber si está apto para estar frente a una escuela. Si se comprueba que no y dependiendo de lo que surja se le podría dar de baja", dijo en diálogo con el Diario UNO. Además, Lucero aclaró que el viaje no era de estudios, con lo cual las alumnas faltaron a clases sin presentar justificación. "Verificaremos si les computaron las inasistencias a las chicas. En caso de que no les hayan puesto falta, saber cuál fue la razón", advirtió.

Merenda, que se desempeña como director desde hace dos años y es profesor de Historia hace diez en la institución, solicitó una licencia. Pero la situación no tardó en agravarse porque las autoridades educativas advirtieron que no era la primera vez que era sancionado. En otra ocasión se lo había apartado de sus funciones por manipular una planilla de asistencia docente y fue restituido por su condición de delegado gremial. Además, la DGE también investiga otra supuesta irregularidad: en las últimas semanas Merenda le habría pagado 300 pesos a alumnas por pintar la escuela los fines de semana.

"Ahora hay que investigar qué pasó en este caso, pero si por alguna razón hubiese que sancionarlo, no se podría por los mismos fueros gremiales", señaló Jaime Correas, titular de la DGE.

El funcionario aseguró que en Mendoza "hay 120 casos de directores y vicedirectores que tienen fueros gremiales porque tienen algún cargo en el sindicato, lo que para mí es cuestionable porque son funcionarios públicos y responsables de la institución. No pueden estar de un lado y otro del mostrador".

En el día de ayer, Marcelo Merenda presentó su renuncia. Sin embargo, la polémica creció cuando otros miembros de la comunidad educativa -incluidas dos madres de las chicas que estaban en la cabaña- se manifestaron a favor del docente.

Una de las madres de las alumnas dio su versión de los hechos en declaraciones a Radio Nihuil y defendió a Merenda, en sintonía con la versión de otra madre y la de las propias estudiantes. Ambas sostuvieron que las jóvenes fueron quienes invitaron al director y que también habían invitado a otros profesores, profesoras y hermanos, que finalmente no asistieron.

"Nuestras hijas nos contaron lo que pasó. El director nunca estuvo en la pileta con las chicas, sino que fue todo un invento del padre de la más chica", explicaron Carolina Núñez, Carolina Calderón y Elena, madres de tres de las cinco chicas involucradas. "Pero como le tenía una bronca desde hace tiempo, lo agarró del cuello delante de las chicas y lo amenazó diciendo que se iba a encargar de que nunca tuviera otro trabajo".

"Todo es inventado, y no sabemos por qué lo hizo. Los padres y madres estábamos al tanto de que las chicas habían alquilado una casa en El Carrizal, y que además habían invitado a compañeros y docentes que quisieran ir por el día. Habían hecho pública la invitación en la fiesta de egresados que había sido la semana anterior", agregaron.

"Por nuestras hijas nos enteramos de que la compañera de 17 años les había dicho que solo iba a tener permiso para ir si la acompañaba el padre. Nosotros pensamos que este hombre iba a ir a llevarla y nada más; pero recién hoy nos enteramos de que él iba y venía cuando quería, y de que estaba todo el tiempo con las chicas", indicó Carolina Calderón, una de las madres, quien asimismo advirtió que el padre también se bañaba allí.

Desde el centro de estudiantes de la escuela se difundió un comunicado en el que defienden al directivo y acusan a los medios de comunicación de generar un "escándalo" y un "show mediático" sobre la situación. "Creemos que es muy importante que se esclarezcan los hechos ya que en ningún momento se destaca ni se hace referencia sobre ningún tipo de abuso hacia las alumnas de 5to año, quienes decidieron pasar unos días en una cabaña del dique Carrizal e invitaron a docentes, preceptores y alumnos, con el consentimiento de algunos padres", sostiene el escrito de tres hojas firmado por el presidente y vice del centro.
"No existe ningún tipo de delito"

Esta mañana, en conversación con Radio La Red Mendoza, el acusado dio su propia versión de los hechos y los motivos de su renuncia al colegio 4-074 Florencio Molina Campos. "Habíamos sido invitados con otras compañeras docentes. Desde la escuela, me habían dicho que iba a estar el papá, y que durante todos los días de la semana iba a haber un adulto en la casa, cuidándolas. Yo sabía que este señor había estado el lunes, y que el martes iba a llegar después de trabajar", sostuvo Merenda.

Además, desestimó las versiones de que estaban en la pileta. "No es cierta. El señor ingresa a la casa, estaban las chicas preparando una pizza, yo en el comedor. El señor entra, yo soy el primero que lo saluda. El señor va al baño, se ducha. Lo invitamos a comer la pizza, no acepta, se queda afuera", contó. "Después, a los minutos que terminamos de comer, yo estoy al lado de la pileta, y el hombre viene y me quiere sacar de la casa. Fue un trato bastante violento, yo le decía que charlemos, y él me decía que no teníamos nada que hablar".

Y agregó: "Fuimos al portón de entrada y no lo puede abrir, yo lo intento ayudar y no me deja, ahí me empieza a insultar, decía que me estaba haciendo el vivo". Además, aseguró que no tiene ningún tipo de relación sentimental con las alumnas y que no había habido problemas previos con el padre en cuestión, que a pesar de sus explicaciones no quería escucharlo. "En ese momento aparece un móvil policial, los dos le hacemos señas, y nos llevan a la comisaría de El Carrizal. A mí me dejan demorado", dijo. "Anteriormente el padre me golpeó tres veces con el antebrazo en la nuca, yo no le contesté, porque no corresponde y hubiera sido importante que nos escucháramos en la charla".

Respecto a la difusión en los medios del episodio, el docente aseguró que se enteró el jueves. "Yo no sabía nada, yo había cumplido con lo que correspondía, al otro día informé de lo que había ocurrido. Toda la comunidad sabía que iba a ir, y yo no era el único que iba a ir. Pero ahí se presta la confusión". Finalmente, aclaró que su renuncia está motivada por las versiones que circularon en los medios y para "no entorpecer el accionar de la justicia". Y concluyó: "Me someto a derecho, porque sé perfectamente lo que pasó y no existe ningún tipo de delito".

Mientras tanto, el proceso judicial sigue su curso con la supervisión de la DGE. "Asesoría letrada está trabajando en el tema, pero por tener fuero gremial no lo podemos suspender así nomás", remarcó Lucero. "Si bien es una salida extraescolar, no corresponde la presencia de Marcelo Merenda en el lugar".

Lunes, Diciembre 11, 2017
GOBERNADOR RICARDO COLOMBI
BALANCE DE SU GESTION
GOBERNADOR ELECTO GUSTAVO VALDES
ASUNCION Y PRESENTACION DE GABINETE

Alternative flash content

Requirements

Alternative flash content

Requirements

COMPLEJO TURISTICO LA MARTA

Alternative flash content

Requirements

Alternative flash content

Requirements

Alternative flash content

Requirements