radio online


Desde el 8 de julio de 2016, día en que la señora Carla Pipaón desapareciera de la ciudad de Goya con rumbo desconocido, llevándose a sus pequeñas hijas, Abril y Julieta. Nada se sabe.

Por Luis María Díaz Colodrero
Al conocerse tan extraño hecho, se generó conmoción en una gran parte de la comunidad. En los días sucesivos, una vez que el padre de las pequeñas denunció en la justicia el abandono del hogar de su esposa e hijas. La noticia llegó no solamente a los medios de la región. También a los más reconocidos del país: tanto diarios, portales, radios y la televisión se ocuparon de difundir el misterio.
Luego se supo que la señora Carla (profesional que prestaba servicios la agencia de la AFIP de Goya), previamente al hecho, había vendido la casa en la que vivía. Es decir, la desaparición había sido planificado con bastante antelación a ese 8 de julio. Sobrevino luego la información de que la señora junto a las niñas, se habría fugado en compañía de un hombre con el que mantendría una relación sentimental y que no era oriundo de la ciudad. Provendría de la provincia de Misiones.
La Justicia, una vez radicada la pertinente denuncia, solicitó la colaboración de las fuerzas de seguridad tanto correntinas como federales y hasta la Interpol por averiguación de paradero.
Mientras, meses después, trascendieron a través de las redes sociales una serie de mensajes. Acusaciones cruzadas entre la desaparecida señora y el padre de las nenas, su exesposo.
Y en medio de ellos, la madre exhibió por las redes una fotografía en la que se observó a Julieta y Abril junto a ella, sosteniendo las niñas sendos cartelitos con la inscripción: “Estamos bien”.
Públicamente, creo recordar, fue lo último que se supo hasta hoy. Quien esto escribe, en más de una oportunidad, se preguntó públicamente qué fue de este misterio por cuanto transcurría el tiempo y los familiares ni la ONG Infancia Robada que al comienzo, mucho se ocupó del tema. Extrañamente, hasta donde sé, durante este tiempo guardaron silencio. Hasta ayer, 10 de noviembre, que en horas de la mañana, fui sorprendido por un reportaje que le realizara una importante emisora de radio de la ciudad capital (Sudamericana) al padre de las niñas.
Transcurridos más de un año y cuatro meses, el señor Lucio Tomassella expresó, entre otros considerandos, “que no hay novedades. Que no se resigna ni pierde las esperanzas de saber el destino de sus hijas. Que está muy cansado pues su vida se paralizó a partir de ese día”.
Si mal no escuché, refirió también que de la información que se solicitó a todos los Ministerios de Educación de todas las provincias argentinas, surge que las niñas no se encuentran en ningún listado de educandos. Por lo tanto, es de suponer que, o no están asistiendo a escuelas ni colegios o que la madre habría llevado a las hijas al extranjero.
Julieta y Abril fueron incorporadas recientemente al Registro Nacional de Chicos Extraviados y es desde el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación que se encara la búsqueda de las menores. Los datos de las pequeñas fueron publicados hoy en medios nacionales.
Reflexión final. Por la desdichada suerte que corriera un argentino en una provincia del sur del país, el infortunado señor Santiago Maldonado, no faltó una sola organización de los derechos humanos de la Argentina, con la colaboración de las inefables agrupaciones de la izquierda vernácula, y los ya “tradicionales” encapuchados, siempre prestos, que no se ocupara del tema... Genuinamente, alguna que otra; políticamente, la mayoría.
Marchas. Murales. Pintadas a edificios históricos. Declaraciones altisonantes, etc. exigiendo saber “dónde está Santiago Maldonado”, víctima de una desaparición forzada.
Podría ser... No estoy en condiciones para rebatir semejante carátula, aunque los resultados preliminares de la autopsia indican que...
Ahora bien, lo que me planteo con respecto a la desaparición de Julieta y Abril ¿no será que pese a los cartelitos de “Estamos bien”, estas niñitas de tan solo 4 y 9 añitos, pudieron haber sido engañadas en su inocencia y podrían haber sido las verdaderas víctimas de una desaparición forzada?
Como quiera que haya sido... qué extraño que el organismo de los Derechos Humanos de Goya, jamás haya dicho esta boca es mía.
Final. ¿Dónde están Carla y las hijitas?

 

Martes, Diciembre 12, 2017

VIDEOS

GOBERNADOR RICARDO COLOMBI
BALANCE DE SU GESTION
GOBERNADOR ELECTO GUSTAVO VALDES
ASUNCION Y PRESENTACION DE GABINETE

Alternative flash content

Requirements

Alternative flash content

Requirements

COMPLEJO TURISTICO LA MARTA

Alternative flash content

Requirements

Alternative flash content

Requirements

Alternative flash content

Requirements