Su novela se sumerge en las formas del amor contemporáneo, en tiempos de aplicaciones e inestabilidad. “Hay un cadáver, es el amor”, dijo Jorge Fernández Díaz, miembro del jurado.

Se había mantenido el secreto y la noticia pegó en la sala, en Madrid: el rosarino Patricio Pron había ganado el Premio Alfaguara de Novela 2019, con sus 154.000 euros.

Emocionado, el autor subió al escenario: "No puedo respirar desde que me he enterado de la noticia". En sus palabras, la novela gira "en torno al concepto de amor" y "confluyen dispositivos económicos, dinámicas diferentes" Porque, dijo el escritor nacido en 1975, "El concepto del amor está cambiando como no lo había hecho en muchos años. Mi apuesta era tratar de comprender esto y hallar un 'final feliz'".

El título de la novela, Mañana tendremos otros nombres es -añade- "posiblemente en lo único que me esfuerzo, en los títulos". A renglón seguido, cuenta: "No hay duplicidad mayor que la de dos personas, o más, que forman una pareja. Las formas de organización tradicionales están dejando de funcionar. Por más que las parejas de dos aún no han fracasado para enfrentar un presente que no es fácil".

"Tengo la impresión de que hemos premiado una novela excelente que quizás el tiempo convierta en una obra maestra". Juan José Millas

El español Juan José Millas, presidente del jurado, definió la novela como "de gran calado psicológico que refleja la era contemporánea y toma el pulso a la nueva forma de entender los afectos".

Millas dijo lo mejor que se puede decir de una historia: "Tengo la impresión de que hemos premiado una novela excelente que quizás el tiempo convierta en una obra maestra".

El presidente del jurado resumió el argumento: "Trata de una rata, la del capitalismo financiero aunque no aparece en ella el término capitalismo". "La rata -insiste- no se manifiesta directamente sino a través del comportamiento de sus víctimas". El paralelismo se impone:" Recuerda a tejidos de las arañas a las que se ha administrado una dosis de LSD... El marido no ama a la esposa, la consuma. Ha adquirido ese hábito social" y viceversa, lo mismo con los hijos.

Fernández Díaz intervino para cerrar el círculo del libro: "Es una novela de enigma porque hay un cadáver que es el amor, es una ruptura amorosa y ese muerto habla. Lo que dice, es impresionante". Las "reflexiones sobre el mundo moderno y la sociedad son impresionantes".

"¿Cuál fue el punto de partida de esta novela psicológica y mental?", pregunta Fernandez Díaz al autor. "No es una novela de ideas ni filosófica, es la confluencia de varias prácticas y filosofías que surgió a raíz de experiencias personales y de amigos míos".

La idea, contó Pron, le surge en el metro y en el reencuentro con sus amigos separados. "Al regresar al mercado de la soltería descubrían que la forma de establecer contacto habían cambiado por completo. Lo que para mí no era un problema, lo era cada más para ellos y para más personas". Las aplicaciones de búsqueda de parejas se atraviesan entre algoritmos de los que "no sabemos nada", reflexiona.

Por último, el elegido de este año del Premio Alfaguara, le dedicó la distinción a "a los once periodistas asesinados en México y a Claudio López Lamadrid", su mentor y el hombre que "me convenció para presentarme a este premio".
CLARIN

 

 


0
0
0
s2smodern
powered by social2s
VALDES Y PEÑA ACOMPAÑARON A EMPRENDEDORES

Gobierno de corrientes

Alternative flash content

Requirements

incone

lamarta

SALUD PUBLICA FIRMO CONVENIO PARA GARANTIZAR ASISTENCIA SANITARIA EN LOS PARQUES INDUSTRIALES

institucional

Alternative flash content

Requirements

LA MARTA pagina web