Extinción de dominio. Estados Unidos restituye millones de dólares del FIFAgate y los administrará Mauricio Macri

FIFA.JPEG

El Departamento de Justicia devolverá 201 millones de dólares del caso de corrupción americana en derechos de televisación; empezó a transferirlos desde las cuentas de directivos condenados hacia Fundación FIFA, que preside el argentino.

Doscientos un millones de dólares de la corrupción de dirigentes del fútbol sudamericano y del centroamericano comenzaron a ser extrapolados de sus cuentas bancarias hacia las de FIFA, Conmebol y Concacaf, las entidades afectadas por el FIFAgate, el caso que el Departamento de Justicia de Estados Unidos investiga desde 2015. Las instituciones se comprometieron a destinar el dinero al beneficio del fútbol mundial mediante un Fondo de Exoneración del Fútbol Mundial que será creado y administrado por la Fundación FIFA, que es presidida por el argentino Mauricio Macri.

La Fundación se ocupa de llevar adelante programas en pro de la juventud y de la comunidad y en pos de la satisfacción de necesidades humanitarias mediante la difusión del fútbol. A esos fines deberá ser derivado el dinero recuperado de los hechos de corrupción que se dieron entre directivos americanos y empresas de televisación deportiva por derechos a transmisión de competencias, como la Copa América.

“El anuncio confirma que el dinero robado por funcionarios de fútbol corruptos y ejecutivos de marketing deportivo mediante fraude y codicia será devuelto a donde pertenece y se lo usará en beneficio del deporte”, destacó Jacquelyn Kasulis, fiscal federal interina del Distrito Este de Nueva York del Departamento de Justicia nacional. Por el FIFAgate, que estalló en 2015, fueron imputadas más de 50 personas, de las cuales 27 se declararon culpables, al igual que cuatro entidades. Y dos sujetos ya tienen condenas: Juan Ángel Napout, ex presidente de Conmebol, fue sentenciado a nueve años de cárcel, y José María Marín, ex dirigente de la Federación Brasileña, lo fue a cuatro años.

El Departamento de Justicia aprobó una transferencia inicial de 32.300.000 dólares rumbo a FIFA, Conmebol, Concacaf y varias federaciones nacionales. “La suma fue sustraída de las cuentas bancarias de los ex funcionarios involucrados durante años en tramas de corrupción futbolística por las que fueron procesados”, detalló FIFA, que en aquel momento (2015) era encabezada por el suizo Joseph Blatter, uno de los investigados por la justicia estadounidense, hoy suspendido. “Estoy encantado de ver que el dinero que fue desviado ilegalmente del fútbol está volviendo a ser utilizado para sus fines adecuados, como debería haber sido en primer lugar”, apuntó su compatriota y sucesor Gianni Infantino. “Me complace enormemente que el dinero sustraído ilegítimamente regrese ahora al fútbol para cumplir su auténtico propósito, su finalidad debida desde el principio [...] proyectos relacionados con el fútbol que influyan de manera positiva en comunidades de todo el mundo“, subrayó el actual presidente, de muy buena relación con Macri.

El ex presidente de la Argentina y del club Boca Juniors quedó alojado en una residencia de FIFA en Zúrich mientras estuvo varado en Suiza por no poder volver al país a raíz de la restricción gubernamental impuesta como medida contra la propagación del coronavirus. El dirigente argentino es el presidente ejecutivo de Fundación FIFA desde el 28 de enero de 2020, un mes y medio luego de que cesara en el poder en la Argentina.

Mientras tanto, el Departamento de Justicia continúa investigando al fútbol, no sólo por el FIFAgate sino también por la adjudicación de la organización del Mundial 2022 a Qatar, sospechosa de tráfico de votos. La siguiente cita por la Copa del Mundo, la de 2026, será tripartita, con Estados Unidos como una de las sedes, a la par de Canadá y México.

Agencias Reuters y AFP

LA NACION

0
0
0
s2sdefault
powered by social2s
© 2017 - 2021 Todos los Derechos Reservados - Diseño: IN-CO-NE